Saludo de bienvenida

Bienvenido a "L.B.Confidential". Espero que tus expectativas se vean cubiertas. Gracias por tu visita !!!
gadgets para blogger

miércoles, 11 de febrero de 2015

PERSONAL. (Lee Child)

PERSONAL
Lee Child
TRADUCCIÓN: V. M. García de Isusi
R.B.A. 2014
----------------------------------------------------------------------------------------------------------------------
Una de las razones por la cual las novelas de Jack Reacher son enormemente populares es que su autor, Lee Child, escribe muy bien. En el ámbito de la ficción popular, pocos novelistas pueden igualar sus escenas de acción explosivas, sus descripciones brillantes y sus giros argumentales inesperados. Aún así, la escritura elegante por si sola rara vez es capaz de vender, y el verdadero secreto del fenomenal éxito  de la serie es, sin lugar a dudas, la figura de Jack Reacher.

Reacher es un ex policía militar que de por sí se identifica con un ejército de un sólo hombre. La mayoría de los combatientes del crimen de ficción se asocian a su propia ciudad, pero Reacher viaja por el mundo sin cesar, es  un ciudadano del  planeta Tierra. Su figura es legendaria, una gran fantasía masculina. 

Child escribe una historia al año, aunque eso solo le lleva seis meses. El escritor se enfrenta al mismo problema que padecen tantos otros escritores que se comprometen a producir un libro nuevo cada año: inevitablemente, algunas de sus obras son más sólidas, tienen más cuerpo que otras, y, por consiguiente, esas otras son mucho menos consistentes. 

La serie de Jack Reacher, ex policía militar, hijo de militares, vagabundo superdotado, adicto al café desde los cuatro años, mercenario de cuerpo imponente y amante de la violencia como medio de venganza, se compone de 19 títulos. En "Personal", precisamente la novela que completa este número, un general de las Fuerzas Especiales lo convoca con urgencia después de un fallido intento de asesinato contra el presidente de Francia. Una tentativa a larga distancia con un fusil. En París. Está cercana la reunión de la Unión Europea, con todos sus presidentes y primeros ministros. Y dos reuniones más, la del G8 y la del G20. Sí, veinte mandatarios mundiales reunidos en un mismo sitio, todos posando para la fotografía de grupo, en las escalinatas de un edificio público. Una presa tentadora para cualquier terrorista que se precie de serlo.

El tirador de París disparó desde una distancia de 1.400 metros, y Reacher y el general saben que sólo un puñado de francotiradores en el mundo tiene capacidad para realizar ese tiro. Uno de ellos es un americano llamado John Kott, a quien Reacher envió a prisión 15 años atrás. John Knott es el primogénito de dos emigrantes checos que escaparon del viejo régimen comunista y se establecieron en Arkansas. A los quince años era capaz de abatir ardillas entre las ramas de los árboles a distancias a las que la mayoría de las personas ni siquiera las veían. A los diecisiete mató a sus padres. Sin embargo es una persona de lo más calmada y tranquila, capaz de hacer descender su ritmo cardíaco a cotas insospechadas. Tiene una vista sobrehumana; es un francotirador nato. Ahora está en libertad, y la misión de Reacher es encontrarlo, aún sabiendo que a Kott nada le agradaría más que matar a su perseguidor.

La historia, que se desarrolla entre París y Londres, es compleja y fascinante. El conocimiento que destila sobre francotiradores y rifles es de alto voltaje. En Londres, Kott está protegido por una banda criminal liderada por Little Joey. Reacher une sus fuerzas a las de una ayudante militar de 28 años de edad, atractiva, de ojos verdes, rostro en forma de corazón, con una agradable sonrisa dibujada en él, y que responde al sugestivo nombre de Casey Nice. A lo largo de la novela Child realiza el magistral trabajo de desarrollar su historia con sorpresas interminables y un feroz suspense.
----------------------------------------------------------------------------------------------------------------------
----------------------------------------------------------------------------------------------------------------------
Lector insaciable, excelente narrador, bravucón vocacional, Child, que vive en EE UU desde 1998, comparte con Reacher el placer de solucionar las cosas de manera directa, algo que aprendió en la violenta Birminghan en la que se crió. ¿Cómo un admirador de Chandler y Christie escribe thrillers comerciales tan alejados de ellos?  "No hay ninguna contradicción en que sea fans esos escritores tan clásicos y haga thrillers porque soy un admirador de cualquier cosa que se haga bien, y ellos lo hacían muy bien", son las palabras de este impertérrito escritor. Child, que no tiene ningún problema con la naturaleza comercial de sus libros, asegura siempre que tiene oportunidad que no va a pedir perdón por lo que escribe.
----------------------------------------------------------------------------------------------------------------------